¿Quién es el padre de la ópera?

1927
Octubre 18, 2012

“Orfeo” es considerada la primera ópera. Estrenado en el año 1607 este
drama musical del compositor Claudio Monteverdi representa la primera
partitura que se conserva como referente del género, pero esto no es
real ya que existe registro de una obra anterior de similar
estructura: “Euridice” de Jacopo Peri que data del año 1600; su
partitura también se conserva integra. Sí Monteverdi por “Orfeo” es
considerado el padre de la ópera ¿Qué lugar ocupa Peri? El dilema
queda planteado y por lo tanto debemos hacernos una nueva pregunta:
¿Quién es el verdadero padre de la ópera?

Ubicados en el Renacimiento musical debemos señalar que la ópera no
surgió de manera casual sino que ya se conocían otras formas de
escenificar la música. A finales del Siglo XVI un grupo de
aristócratas reunidos bajo el nombre de la Camerata Fiorentina
debatían “si en la antigua tragedia griega era sólo el coro el que
cantaba o bien lo hacían todos los personajes”. A partir de esta duda
comienza a gestarse toda una revolución en el mundo musical de la
época que posteriormente daría nacimiento a la ópera.

El concepto de “drama en música” es sinónimo de ópera pero ésta no lo
es de “representación escénica de la música”. Con “Orfeo” suele
decirse que nace la ópera porque su partitura significa el primer
testimonio en mano del género pero más adelante comprobaremos que esto
no es así. Con “Orfeo” nace la ópera porque su composición dio origen
al estilo descriptivo que permite incluir fuertes disonancias y otros
recursos musicales con el fin de hacer vibrar las cuerdas emocionales.
“Orfeo” se estrenó en Mantua en el año 1607, tiene libreto de
Alessandro Striggio hijo y música de Claudio Monteverdi. Nacido en
1567 en Cremona Monteverdi realizó cambios estructurales a la hora de
componer aplicando medios tradicionales a nuevos fines. Hoy es
considerado el padre del género operístico, él se destacó del resto en
el uso de las emociones humanas en música. “Orfeo” llega cuando ya era
considerado un compositor de gran reputación, con antecedentes de gran
solidez en la creación de música teatral, pero su estilo de componer
para ese tiempo fue muy criticado. Monteverdi estaba subordinando la
música al servicio de las palabras. Un verdadero sacrilegio para su
época.

“Orfeo” es en el plano musical una mezcla de monodia (composición para
una sola voz) con el contrapunto del madrigal (tres a seis voces sobre
un texto secular, a menudo en italiano) y la música instrumental. Es
una de las dos primeras óperas de las que se tiene registro completo,
la otra es  “Euridice” una ópera pastoral compuesta por Jacopo Peri
para la celebración de la boda entre Enrique IV de Francia y María de
Medici. Por aquellos tiempos reinaba la música pastoral, se idealizaba
la naturaleza y sus habitantes eran personificados a menudo como
pastores. Peri adaptó las tradiciones de la época a su música para dar
nacimiento a un género nuevo. Con “Euridice” nace la ópera en sus
formas primarias, el recitativo encuentra aquí su primera gran
manifestación y la música abre sus brazos al texto. Existe testimonio
de Jacopo Peri sobre esta nueva forma de componer: “Me di cuenta,
igualmente, de que en nuestro habla algunas palabras son entonadas de
modo que se puede encontrar armonía en ellas, y que al hablar se pasa
por muchas otras que no son entonadas, hasta que se vuelve a otra
desde la que se puede llegar a otra consonancia. Y tomando nota de
estas maneras y esos acentos que nos sirven en la tristeza, la alegría
y en estados similares, hice que el bajo se moviera a la vez que
éstas, ora más rápido, ora más lento, según las emociones; y lo
mantuve firme a través de las disonancias y las consonancias hasta que
la voz del hablante, pasando por varias notas, llegaba a la que,
siendo entonada en el habla corriente, abre el camino hacia una nueva
armonía”

Conozcamos un poco más a Jacopo Peri. Romano por naturaleza, nacido en
el año 1.561, Peri fue un músico y cantante que formó parte de la
Camerata Fiorentina, un círculo académico de nobles y artistas del
humanismo tardío que tenían como fin renovar la música italiana. Su
drama musical titulado “Dafne” del año 1598 significó un paso de gran
valor en el nuevo ámbito musical y dramático. “Dafne” por lo tanto es
la primera ópera creada de la historia pero solo se conserva el
libreto y algunos fragmentos de la música. Con esta obra se da un paso
importante en el terreno de la música para teatro, un estilo artístico
nuevo que más tarde se denominaría ópera. Poesía, canto, música y
espectáculo constituyen los pilares de este estilo moderno. Peri era
un defensor acérrimo del canto expresivo a diferencia de lo que otros
apoyaban: el canto adornado sin dar lugar ni demasiada interpretación
al texto. Una verdadera batalla entre la música y la poesía se desató
en los comienzos del Siglo XVII. Su siguiente obra “Euridice” del año
1600 significó un nuevo paso por el camino iniciado con “Dafne”. Con
esta composición Jacopo Peri selló las bases de un nuevo género
musical: la ópera. Su obra es anterior a la de Monteverdi y ocupa un
lugar fundacional en la historia de la música, pero ha sido
subestimada musicalmente al lado de “Orfeo” aunque su partitura señala
el camino por el que luego caminaría la obra de Monteverdi. Por lo
tanto y ante lo expresado hasta aquí debemos afirmar que Jacopo Peri
es “El padre de la ópera”.

Entonces ¿Por qué se dice que Monteverdi es el padre de la ópera?
Claudio Monteverdi fue el primer gran compositor de ópera. Sin su
presencia el nuevo género musical no hubiese madurado como lo hizo. Si
Peri sentó las bases del género Monteverdi lo formó, construyó y
expandió. Defensor del texto por sobre la música Monteverdi fue el
encargado de llevar la ópera a ser el más popular y preciado arte
dentro del mundo musical de la época. En la actualidad es considerado
uno de los grandes maestros de todas los tiempos, su obra es
considerada clave en la transición del Renacimiento al Barroco.
Resulta lógico pensar que un creador conocedor de la psicología humana
y lo suficientemente capaz de reflejarla en su música sea considerado
“El padre de la ópera”.

Llegamos hasta aquí con la misma pregunta y ninguna respuesta: ¿Quién
es el padre de la ópera? ¿Peri o Monteverdi? Lejos de querer llevar
este conflicto a estrados judiciales o al terreno del azar y tirar la
moneda prefiero finalmente dejar en claro que estos dos compositores
contemporáneos trabajaban por separado en una misma idea: reformar la
música italiana. Ambicionaban encontrar al final de su creación obras
expresivas en donde texto y música se fusionen de maneras iguales,
tarea extremadamente difícil. Ambos lograron su objetivo, uno creó las
bases y el otro las desarrolló a niveles inesperados para su época.
Más allá de saber quién es o no el padre de la ópera no pasa por mí la
idea de rivalizar al estilo de los que aún dividen entre ¿Verdi o
Wagner? ¿Lennon o McCartney? La pregunta que titula esta nota solo
rinde servicio como disparador para conocer y ahondar en la vida de
estos dos hombres que fueron fundamentales en su tiempo para dar luz a
un género musical que hoy a más de 400 años de su nacimiento sigue
vigente: la ópera, esa unión perfecta de todas las artes y que tanto
nos apasiona.

Alejandro César Villarreal

Video: Orfeo de Claudio Monteverdi

Jordi Savall y La Capella Real de Catalunya en el Gran Teatro del
Liceo de Barcelona, 2002

http://www.youtube.com/watch?v=0mD16EVxNOM