Concierto al aire libre para inaugurar el Festival de Bayreuth 2023

Por Luc Roger

Wotan y los demás dioses y diosas del Walhalla fueron misericordiosos. Tuvieron la gentileza de contener los rayos y chubascos anunciados por los meteorólogos, y sólo unas gotas llegaron a refrescar a los numerosos espectadores y festivaleros de Bayreuth que habían respondido a la invitación de asistir a un concierto gratuito al aire libre en las laderas de la verde colina que domina el templo de Wagner, donde se había levantado un gran escenario para acoger a la orquesta del Festival, dirigida por Markus Poschner, y a tres renombrados cantantes de Wagner: la soprano Daniela Köhler, que será la Brünnhilde de este año, el heldentenor Magnus Vigilius, que debutó en Bayreuth en 2021 como Walther von der Vogelweide, y el barítono islandés Ólafur Sigurdarson, cantante wagneriano (Telramund, Klingsor y Alberich) y verdiano (entre otras facetas), que este verano interpretará Alberich y Melot en el Festspielhaus. Concierto inaugurar Bayreuth 2023

Fue una velada maravillosa, agradablemente conducida por el periodista y moderador Axel Brüggemann, que comenzó presentando a Katharina Wagner, bisnieta de Richard Wagner y presidenta de los destinos del festival. La señora Wagner dio la bienvenida al público y se congratuló de la nueva puesta en escena tecnológica de Jay Scheib, que ofrecerá a 330 afortunados (aproximadamente la sexta parte del público) la posibilidad de disfrutar de una experiencia de «realidad aumentada»: unas gafas de alta tecnología abrirán, en palabras del director de escena, «un mundo onírico gigante» haciendo aparecer objetos y personajes, visiones y sueños, chocantes o muy poéticos, que se sumarán a la puesta en escena de Parsifal que el resto del público también podrá disfrutar.

A continuación tuvo lugar un concierto al aire libre muy variado, en un ambiente de picnic para algunos, regado con cervezas y vinos de Franconia. La velada comenzó con una obertura de Parsifal bastante inusual, ya que la música, que Wagner había concebido para la acústica especial del Festspielhaus con su foso cubierto, se amplificó aquí por altavoces. Después vinieron dos horas de música emocionante y conmovedora, no sólo wagneriana. La soprano dramática Daniel Köhler, vestida con un magnífico vestido rojo de lamé, se entregó por completo a la velada, desde el «Summertime» de Gershwin hasta su «Liebestod» final, pasando por la Salomé de Strauss y las canciones de La ópera de los tres centavos de Kurt Weill (título original en alemán, Die Dreigroschenoper). Su vibrante y conmovedora voz cautivó al público. Ólafur Sigurdarson, apodado el Volcán de Islandia por sus compatriotas, hizo honor a su reputación. Su voz tiene la fuerza de una erupción y su presencia escénica es tal que incendia el escenario con una fuerza expresiva impresionante. Su «Ehi! Paggio!» fue de manual sobre género burlesco. Entrevistado por Axel Brüggemann, el tenor heroico danés Magnus Vigilius sigue admitiendo que prefiere Parsifal a los Maestros Cantores. Brilló en «Nur eine Waffe taugt», el aria final de Parsifal donde el joven héroe que ha recuperado la lanza tomada por Klingsor cura a Amfortas antes de revelar el Grial. La orquesta estuvo muy animada en La Valse de Ravel, en el ritmo de blues de Dream on y en el Vals n. 2 de Shostakovich.

Otro punto fuerte fue la excelente puesta en escena, con un trabajo de vídeo de primer orden proyectado en una gran pantalla al fondo del escenario. En él se mostraba a los cantantes y al director en formato gigante, duplicando su presencia arriba del escenario o primeros planos de grupos de músicos. Un gran éxito para esta velada inaugural, que terminó con dos bises a cargo de Daniela Köhler y Ólafur Sigurdason, absolutamente fabuloso como el holandés de «Der Frist ist um». Concierto inaugurar Bayreuth 2023

OW