Crítica de «La Vida Breve», por Coral Morales-Villar

88

GRANADA
61 edición del Festival de Música y Danza de Granada
Palacio de Carlos V
Claude Debussy, Iberia de Images
Manuel de Falla, La vida Breve

M. Cantarero (Salud), M. Pardo (Abuela), A. Ódena (Tío Sarvaor), J. Ferrero (Paco), J. A. López (Manuel), L. Rodríguez (Carmela), E. Morente (cantaora), G. Peña (voz en la fragua)
J. Carbonell “Montoyita” (guitarra flamenca)
Juan Manuel Cañizares (guitarra)

Dir. CNE: J. Cabero
Dir.: J. Pons
Orquesta y Coro Nacionales de España

Viernes, 22 de junio

El concierto inaugural de la 61 edición del Festival de Música y Danza de Granada tuvo lugar en el marco excepcional del Palacio de Carlos V y contó con la presencia de Su Majestad la Reina. La Orquesta Nacional de España, bajo la dirección de Josep Pons, interpretó de forma acertada, la obra Iberia de Images de Claude Debussy, para culminar en la segunda parte con La vida breve de Manuel de Falla en versión concierto, junto al Coro Nacional de España.

El elenco protagonista estuvo compuesto en su totalidad por cantantes españoles de primer nivel, demostrando así el buen estado de la lírica nacional. Mariola Cantarero volvió a cantar en el Festival haciendo una auténtica creación de su personaje, Salud. Dotó a la partitura de una amplia gama de colores, matices y texturas vocales que, acompañado todo ello por una gran desenvoltura interpretativa, consiguió completar una caracterización del rol más que sobresaliente. Es un papel complicado, pleno de dificultades técnicas y con frases que exigen que la cantante descienda al registro grave de forma reiterada, lo que Cantarero resolvió a la perfección. Especial mención merece el aria “¡Allí está! “Riyendo junto a esa mujer”, interpretado con una expresividad sobrecogedora.

José Ferrero encarnó un Paco bastante sonoro, rotundo en cada interpretación y con ciertos tintes veristas. No en vano, la Asociación de Amigos del Liceo de Barcelona le ha otorgado el Premio de la crítica como cantante revelación por su intervención en Cavalleria Rusticana. Marina Pardo supo sacar todos los matices vocales y actorales al papel de la Abuela, muy adecuado a su vocalidad. Recientemente lo ha grabado para el sello Deutsche Grammophon.

La voz en la fragua estuvo a cargo del tenor Gustavo Peña quien, situado en la galería superior del Palacio de Carlos V, proyectó una sonora y enérgica voz al cantar el leitmotiv “¡Malhaya quien nace yunque en vez de nacer martillo!”. Correcto Ángel Ódena como Tio Sarvaor, aunque en este rol no pudo mostrar la elegante línea de canto que habitualmente desarrolla en otros estilos. Pese a la brevedad de las intervenciones de José Antonio López y Leticia Rodríguez, pudimos apreciar la calidad tímbrica de estos jóvenes cantantes.

Junto a las granadinas Cantarero y Rodríguez, la cantaora Estrella Morente realizó una bella y personal interpretación por soleares acompañada a la guitarra flamenca por José Carbonell “Montoyita”.

 

Coral MORALES-VILLAR