Crítica del CD de Jonas Kaufmann Nessun Dorma–The Puccini Album

127
Crítica del CD de Jonas Kaufmann Nessun Dorma–The Puccini Album
Jonas Kaufmann Nessun Dorma–The Puccini Album

El trabajo Nessun Dorma-The Puccini Album, editado por Sony Classical, puede ser considerado como un homenaje en el que el tenor alemán Jonas Kaufmann interpreta exclusivamente piezas de Pucinni. El C.D. y el D.V.D. presentan un equilibrio muy conseguido entre algunos de los momentos más famosos escritos para tenor por el genio de Lucca junto a otros menos conocidos por el gran público, pero de un nivel musical altísimo.

En Nessun Dorma-The Puccini Album, Kaufmann canta, a lo largo del C.D., acompañado en todo momento por la buena batuta de Antonio Pappano, al frente de la Orchestra e Coro dell´Accademia Nazionale di Santa Cecilia y, en números puntuales, por la soprano Kristine Opolais, el barítono Massimo Simeoli y el bajo Antonio Pirozzi. Las primeras piezas que podemos escuchar en el disco pertenecen a la ópera Manon Lescaut; el lirismo de esta obra está perfectamente captado por Kaufmann y Pappano, lirismo que en ocasiones se mezcla con la expresión de rabia y el ansia de venganza, como en el espléndido dúo Oh saró la piú bella…tu, tu, amore? Tu, en el que Kaufmann comparte protagonismo con una sensacional Kristine Opolais, o la fuerza y el dramatismo de Ah! Manon, mi Tradisce o Presto! In fila. La misteriosa y nostálgica sensación de Ei giunge en Le villi y en Orgia de Edgar, dan paso al inmenso lirismo de tres de las más famosas óperas de Puccini, La Bohéme, Tosca y Madama Butterfly, en las que un Kaufmann extraordinario transmite, ante todo, la musicalidad desbordante de estos fragmentos (O soave Fanciulla, en la que, con muy buen criterio, acaba sin el forzado sobre-agudo tan habitual en muchas versiones, pero que rompe la lírica magia del momento; la extraordinariamente melódica Recondita Amonia y la hermosísima y melancólica aria Addio, Fiorito Asil). Estos tres populares fragmentos preceden en Nessun Dorma-The Puccini Album, a arias de La Fanciulla del West, en concreto, un aria con fuerza y dramatismo como Una Parola Sola, la inquietante Risoarmiate Lo Scherno… y la cantabile Ch´ella mi Creda… Continúa con la musicalidad de Parigi! De La Rondine, otra vez el dramatismo expresado en el aria Hai Ben Ragione de la breve pero interesante ópera Il Tabarro y el humor de Avete Torto de Gianni Schicchi. El disco se cierra con dos de las más famosas arias del mundo de la ópera, incluso para gente totalmente alejada de este mundo, como son la extraordinariamente lírica Non Piangere, Liú! y la archiconocida Nessun Dorma que da nombre a este trabajo, Nessun Dorma-The Puccini Album.

El C.D. se complementa con un D.V.D. en el que, junto a unos breves comentarios acerca de la grabación de este disco, aparecen fragmentos en directo de algunas de las óperas seleccionadas en el audio, incluso de las mismas arias y dúos en ocasiones. Además de algunos de los músicos mencionados anteriormente, Kaufmann es acompañado aquí por la soprano Nina Stemme, el Coro y la Orquesta Staatsooper de Viena dirigidos por Franz Welser –Möst y el Coro y a Orquesta de la Royal Opera House dirigidos nuevamente por Antonio Pappano.

Considero que Nessun Dorma-The Puccini Album recoge muy bien la enorme personalidad que el músico italiano tenía, que hace de su música algo totalmente inconfundible; el lirismo que siempre poseen sus óperas es, sin ninguna duda, una prueba de nivel para todo intérprete que la afronte y, en este sentido, en la humilde opinión del firmante, Kaufmann realiza un trabajo muy serio y eficaz. Sin entrar en aspectos técnicos de los que no me siento muy autorizado a hablar, creo que Kaufmann capta muy bien el espíritu de Puccini, lirismo, melancolía, dramatismo, pero sobre todo musicalidad. Con un timbre más oscuro de lo que muchos nos hemos acostumbrado a escuchar en las obras del compositor italiano, especialmente con tenores de otra generación, la interpretación de Kaufmann en Nessun Dorma-The Puccini Album es, en algunos momentos del C.D., poderosa, pianiza con buen gusto para resaltar el aspecto lírico y melancólico en otros, demostrando haber hecho un análisis serio de las piezas, dando una interpretación muy personal y distinta de algunas versiones de referencia de este repertorio. Creo que, a pesar de que habrá opiniones diversas, Nessun Dorma-The Puccini Album es un trabajo francamente interesante para los aficionados a la obra pucciniana, en el que uno de los mejores tenores del momento nos presenta su forma de entender este repertorio.

Emilio Lacárcel Vílchez