Gregory Kunde y Juan Jesús Rodríguez. Verdi. La Coruña

37

El bicentenario de Verdi llenará el Palacio de la Ópera esta noche a las 20.30 horas. El tenor Gregory Kunde y el barítono Juan Jesús Rodríguez pondrán voz a un concierto con arias, dúos y coros de óperas como ‘El Trovador’, ‘Otello’, ‘Rigoletto’ o ‘La Traviata’

El Festival de Ópera celebra esta noche a las 20.30 horas una Gala Lírica dedicada a Giuseppe Verdi, cuyo bicentenario se conmemora en octubre. Los encargados de poner voz a algunas de las grandes glorias compuestas por el padre de la ópera italiana serán el tenor Gregory Kunde y el barítono Juan Jesús Rodríguez.

El auditorio será el de siempre, un Palacio de la Ópera que lucirá un lleno encomiable. El certamen parece ajeno a los achaques sufridos por la cultura tras llenar el recinto en las dos representaciones de la Lucia di Lammermoor de Gaetano Donizetti. La mayoría de los elogios de Kunde van precisamente para los espectadores, luego de guardar “un gran recuerdo” del estreno español de Guillaume Tell en la edición lírica de 2010. “Siempre hablo de ello”, reconoce, “nunca olvidaré cómo respondió el público”.

El director artístico del festival, César Wonenburger, asentía a su lado durante la presentación celebrada ayer. “Es uno de esos momentos mágicos que se dan una vez cada mucho tiempo”, aunque espera que el de esta noche vuelva a ser uno de esos momentos históricos. Wonenburger se enorgullece de contar con “dos de los principales cantantes verdianos de hoy”, un año después de programar el Nabucco de Verdi a modo de preámbulo.

La voz del barítono Juan Jesús Rodríguez se complementará con la del norteamericano para interpretar obras como Aida, La Traviata, Rigoletto o Macbeth. Un concierto que contará con arias y coros, además de la música de la Orquesta Gaos y su coro. Ambos artistas se muestran “sorprendidos” ante la “gran ilusión” y calidad de los miembros de la joven formación. “Una gala espectacular”, en la que Ramón Tébar volverá a coger la batuta tras llevar mes y medio en la ciudad. “Me siento como un coruñés más”, bromeó el director musical de la Florida Grand Opera.