RANKING: las óperas de Verdi de menor a mayor interés (segunda parte)

2550
RANKING: las óperas de Verdi de menor a mayor interés (segunda parte)
RANKING: las óperas de Verdi de menor a mayor interés (segunda parte)

Decir Giuseppe Verdi equivale a decir ópera. Sin la inconmensurable aportación del genio de Busseto, que consiguió traspasar las barreras del arte y convertir su obra en un fenómeno social, político e identitario, con toda probabilidad hoy la ópera no sería el género universal que es. Sin embargo, más de cincuenta años componiendo dan para mucho, y no todo lo que escribió Verdi fueron obras maestras.

Entonces, ¿cuáles son las mejores óperas de Verdi?. ¿Cuáles pueden considerarse prescindibles?

Opera World te propone una lista de las óperas de Verdi, ordenadas de peor a mejor. Esperamos que sirva para conocer mejor su obra. Cuéntanos cuál es tu preferida. 

12- El trovador

Un huracán melódico de inspiración desbordante. Cuatro cantantes que, si son buenos, pueden hacerte olvidar lo inconsistente de un libreto que hace aguas y que hace que El Trovador sea la peor ópera de la Trilogía popular de Verdi (Traviata, Rigoletto, Trovador). 

11- Macbeth

Una interesantísima versión del clásico Shakespeariano. Con Macbeth (1847), Verdi parece tomar una senda de exploración psicológica de los personajes, así como la integración de la misma en la acción dramática. Un hito en la obra verdiana, que marcó un cambio de dirección compositiva. Encontramos extraordinarias arias para la soprano, como la escena del sonambulismo “Una macchia è qui tuttora”. El barítono protagonista tiene una sola aria “Pieta, rispetto, amore” y el tenor se lleva el triunfo con su única aria final “Ah, la paterna mano”.

10- Un baile de máscaras

De nuevo el juego entre amistad y traición, entre amor y celos, en un ambiente de conspiración política y tragedia inminente. Una tensión dramática que no para de crecer hasta la gran escena final del baile.

9- Simón Boccanegra

Amor y política se mezclan en esta ópera, que permite el lucimiento del barítono que interpreta el papel titular. La ópera más humanista del compositor tardó en ser comprendida debido a la distancia entre el prólogo y el resto del argumento. Hoy es una obra que está en repertorio gracias, entre otras razones, a la maravillosa versión de Claudio Abbado. Hay que destacar de entre sus muchos grandes números, el final del acto primero “E vo gridando: pace…” de Simone, eje de toda la ópera.

8- Nabucco

Nabucco (1842) fue uno de los primeros éxitos de Verdi en la Scala, que lo convirtió en el compositor italiano por excelencia. Fue famosa en su estreno por el paralelismo entre su argumento y la situación política de Italia; su éxito sigue vigente hoy gracias al famosísimo coro “Va pensiero” y otros números de gran belleza como el aria para soprano de Abigaille. 

https://youtu.be/mbKE5l_nZZY

7- La fuerza del Destino

Basada en la obra del duque de Rivas, la Forza es una apasionante aventura romántica, un viaje inolvidable a través de un paisaje que recrea, con lacerante precisión, las ilusiones y los miedos más íntimos de sus personajes. Gracias a la inteligencia dramática de Verdi, el espectador puede acompañar a los cantantes, embarcados en una lucha efímera contra un futuro que siempre les es adverso.

6- La traviata

La traviata supuso una conmoción social cuando fue estrenada en 1853 y hoy es la ópera más representada. La traviata es la historia de un amor roto por una sociedad cruel y un canto a la libertad individual y a la juventud. Siempre merece la pena beber de un trago esta copa repleta de melodías inolvidables y un ritmo dramático simplemente perfecto. 

5- Rigoletto

La donna e mobile es una melodía eterna que todos hemos tarareado alguna vez. Pero Rigoletto está llena de detalles irrepetibles, como el dúo fascinante entre Sparafucille (un asesino a sueldo) y Rigoletto (un bufón que apuñala con sus bromas), con su atmósfera oscura y asfixiante.

4- Aida

La inauguración del canal de Suez se celebró con el estreno en El Cairo de Aida, el 24 de diciembre de 1871. Esta obra maestra tiene de todo, amor y guerra, amistad y traición, celos y venganza. Emociones y sentimientos encontrados que son tratados por Verdi con gran maestría. 

3- Don Carlos

Ópera basada en un texto de Schiller, fue compuesta con motivo de la Exposición Universal de París de 1867. Rechazada en su momento, hoy es una ópera valorada con unanimidad. Dos dúos que no te puedes perder, el dúo de Felipe II y el Inquisidor, de una heladora tenebrosidad y el dúo de Don Carlos y el Marqués de Posa, todo un himno a la Amistad sincera.

https://youtu.be/zzi0CFW3KGg

2- Otello

Estrenada en la Scala en 1887, de un dramatismo escalofriante, Otello es otra obra genial que pone de manifiesto la modernidad formal de Verdi. Shakespeare fue una inagotable fuente de inspiración para el compositor, que firmó algunas de sus mejores obras sobre historias del dramaturgo inglés. Magnífica por la melodía, la armonía y el sentido teatral tan afín al compositor. Si aún no las conoces, te atrapara desde el brillante “Esultate”. 

1- Falstaff

La última ópera verdiana, obra maestra indiscutible, supone el culmen de su inspiración compositiva. Fue escrita a los 81 años, cuando ya se pensaba, incluso el propio Verdi, que Otello sería la última.  Si su segunda ópera  estrenada en 1840, Un giorno di regno ossia Il finto Stanislao, supuso el intento de ópera cómica y un fracaso total, con Falstaff, ópera fundamentalmente coral estrenada 1893, Verdi se sacó esta espina. La fuga final, de un genio asombroso, es la rúbrica perfecta a una obra monumental.